Quads de Kat von D: Rust

¡Buenos y monocromáticos días again!

Y es que por fin os enseño el otro de mis Quads de Kat.

Los compré en las rebajas de este enero en Sephora por unos 15€ cada uno, unos 4€ cada sombra. Puede parecer caro, pero comparado con los casi 6€ de las sombras individuales de Nabla que todo el mundo considera low cost no está mal.

Son bastante pequeñitos, lo que es ideal para viajar o llevar en el bolso o en el neceser del trabajo, y vienen guardados en esta cajita de cartón tan mona con las letras clásicas de Kat pero con los tonos que hay en el interior, cálidos en este caso.

La paleta como tal viene en el interior de un «ataúd» de plástico bastante robusto. No es muy plano ya que como veis tiene un cierto relieve, pero no es demasiado alto.

Una vez abierto nos encontramos con un espejo en la parte superior de un tamaño medio a pequeño, ya que por el relieve que comentaba antes no se puede aprovechar toda la superficie superior.

Otro defecto es que sólo se abre lo que veis en la imagen, por lo que maquillarse con él es difícil.

Con respecto a las sombras son las clásicas sombras rectangulares de Kat en tres tonos más un tono mucho mayor en tamaño, todas en tonos cálidos. Esto es así porque en teoría el tono de la izquierda es el tono base y está diseñado para ser aplicado en todo el párpado, en este caso la base me queda perfecta.

Os enseño swatches de las sombras.

Como veis todas tienen un acabado mate y en general son muy pigmentadas y cremosas.

En este caso la calidad de las sombras es más consistente que en la paleta anterior.

Lo que no es consistente con la otra paleta es la distribución de tonos, porque mientras que en la anterior el de la cuenca y el de oscurecer eran muy similares aquí la diferencia está muy marcada.

Puestas a prueba, este es el look que realicé.

Llevo el tono blanquecino bajo la ceja y en el lacrimal, el siguiente tono por la derecha en la cuenca y en la v externa, el siguiente para oscurecer más la v externa y el primer tono en el párpado móvil.

Supongo que algunos os preguntaréis por qué no he sellado el párpado con una sombra vainilla mate como siempre, y es que las sombras de kat no admiten ser trabajadas encima de un párpado sellado: no agarran bien y al difuminarlas desaparecen.

¡Y esto es todo! ¿Qué os parecen los Quads? ¿Cuál os gusta más?

¡Nos vemos en el siguiente post!

!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s